Ver actividades y otras cosas


Memoria histórica:
EL CUARTEL DE LA MONTAÑA





El Cuartel de la Montaña, bajo el mando del general Fanjul, es el único foco del Alzamiento Nacional en la capital de España en julio de 1936. Lo defienden unos 1500 hombres, entre militares, y civiles. Entre los primeros se encuentran unos sesenta cadetes que estaban de permiso en Madrid; entre los segundos, 187 falangistas. 55 de ellos cayeron durante el asedio y la matanza en el Cuartel de la Montaña; de los demaás, solo unos pocos afortunados consiguen escapar mimetizándose con la muchedumbre ya que el resto es hecho prisionero y acabrán cayendo en las "sacas" de Paracuellos o en las checas).

El 19 de julio, el cuartel es rodeado por tropas leales al gobierno de la República, guardias de Asalto y milicias populares rojas, mientras los sublevados esperan el auxilio desde Cuatro Vientos y Getafe inútilmente. Según algunas fuentes, aparece alguna bandera blanca en el cuartel, enarbolada probablemente por algún quinto rojo destinado allí, que rápidamente es retirada por sus compañeros.





La noche del 19 al 20 de julio, los republicanos emplazaron en la plaza de España dos piezas de artillería del 105 y una más del 155, único calibre capaz de atravesar los muros del cuartel. A las 7 de la mañana del día 20 comienza el bombardeo sobre el cuartel. Durante horas, el Cuartel es incesantemente bombardeado desde el aire, con las tres piezas de artillería y asediado por la presión de los rojos. A primeras horas de la tarde, una compañía de la Guardia Civil consigue penetrar en el patio principal desde el parque del Oeste, al tiempo que se abren las puertas que daban a la plaza de España.

El asalto popular sí fue, entonces, masivo: la carnicería que se produce en su interior, tras la rendición de los nacionales, es una de las más crudas y salvajes de toda la contienda. Los que no son asesinados dentro del cuartel (bala, bayoneta, hacha... todo vale), son sacados fuera y distribuidos por los milicianos en dos direcciones: a unos los encaminaban por la izquierda, junto a la pared del cuartel, donde son acribillados a balazos y rematados a bayoneta. Algunos pueden, no obstante, cantar el “Cara al Sol” antes de caer muertos. A otros los hacen ir por el centro y tras unas horas de encierro en el nº 7 de la Plaza de España, acaban en la cárcel Modelo

La izquierda siempre ha justificado la matanza arguyendo que se trató de un movimiento espontáneo llevado a cabo por una población indignada... pero nadie ha explicado porqué los jefes más destacados como Sierra o Fanjul, fueran cogidos vivos para ser juzgados y fusilados, sin caer en manos de la furia popular.


Caídos en el Cuartel de la Montaña
(No están todos, solo aquellos cuyos nombres han llegado a nuestros días) )


Durante el combate y la matanza

Fernando Álvarez Rielo
Jaime Aznar Gerner (hermano de Agustín Aznar)
Mariano Barrial Díaz de Riaño
Joaquín Briones González
Eduardo Castillo Cabeza
Justo Ceñal Lorente
José Díez Duque
J. Fernández Huidobro
Tomás Galván Bello
Reneiro García Pérez
José García-Noblejas Brunet (jefe de 1 Línea madrileña)
Rafael Garrido Acuña
Manuel Gómez Barrero
Abelardo González Santolicas
Federico Labat y Nardiz
José Luis Lorenzo
Julio Montilla Montilla
Ángel Morán Rodríguez
Antonio Navarro Segura
Gonzalo Pascual Villagroy
Jesús Pérez Palacio
José Pozuela Andrade
José María Rodríguez Delgado
¿? Rodríguez San Victoriano
Ramón Rosales Gómez
Ramón Ruiz Casado
Antonio Ruiz Pieri
Zacarías Sancha Escobar
Eduardo Sánchez Carrasco
Luis Sánchez Jiménez
Marcelino Suárez Fernández-Eguía
Octavio Serrano Laffita
Manuel Torres Acero
Antonio del Valle Serrano.
Hechos prisioneros y "sacados" de la cárcel para ser asesinados.

Luis Arenas Caravantes
Ángel Briones González (jefe del SEU madrileño)
Gabriel Bustos Plaza
Ezequiel Cantón Marcos
José María Ceñal Lorente
Agustín Delgado Aranda
Víctor Delgado Aranda
¿? Galvarriato Pérez
Emilio García García
Carlos Herráiz Crespo (hermano de Ismael Herráiz)
Gabriel López-Oliva Villalonga
Manuel Lorenzo Portela
Antonio de Miguel Postigo
Eugenio Moriones Aramendía
Joaquín Noel Artal
Antonio Payno Mendicouague
Juan Ponce de León
José del Prado
Manuel Sarrión San Martín (pasante del despacho de José Antonio)
(¿) Sánchez Ledesma
José Luis Serrano Laffita
Alberto Serrano Pérez
José Serrano Pérez
Fernando Travesí Bibiano
Manuel Travesí Bibiano
Carlos Villegas Bertani

¡Caídos por Dios y por España!

¡PRESENTES!


(Nombres obtenidos de Martiriologio Falangista de Miguel Argaya)